100 años de la Federación Uruguaya de Esgrima

La esgrima en el Uruguay

Cuando escuchamos hablar de la esgrima, en forma inevitable nuestra mente nos remonta a tiempos lejanos, a los mosqueteros o quizás a los caballeros medievales. Esta visión romántica de la esgrima, producto quizás de grandes obras literarias o de la vasta filmografía relacionada con estos tópicos, han marcado en nosotros referencias imperfectas de las raíces de este deporte olímpico. 

Para encontrar las primeras referencias de este deporte, debemos viajar al antiguo Egipto a la época del faraón Ramsés III y particularmente al templo de Médinet-About. En éste podemos encontrar un bajorrelieve, en el que se documenta una competencia deportiva organizada por el faraón, para celebrar una de sus victorias en combate. Muchos de los componentes que hoy observamos en la esgrima moderna, se encuentran representados en las paredes de ese templo. 

Siguiendo con nuestra búsqueda del origen de la esgrima, debemos hacer un alto en los primeros Juegos Olímpicos en Grecia, en el año 776 a.C.1, en donde encontramos la hoplomaquia (combate con armas), estimada por los griegos e inmortalizada por Homero, en su obra la Ilíada, en la que se representa el combate entre Diómedes y Áyax.

Desde estas primeras referencias con tintes deportivas, la esgrima comenzó a ser utilizada como una herramienta fundamental para la instrucción y el entrenamiento de los militares, que en un proceso de mejora continua de sus técnicas y preceptos ha dejado marcas indelebles que perduran hasta nuestros días.

Los avances tecnológicos del material bélico, relegaron el combate cuerpo a cuerpo a la historia, permitiéndole a la esgrima salir de ese contexto violento en el que se circunscribió durante tanto tiempo, llevando a que se convirtiera en un deporte olímpico en el año 1896, cuando en los juegos olímpicos de Atenas es presentada como un nuevo deporte, con el debut del florete y el sable. Años más tarde, en el año 1900 en París, se completa la tríada con la inclusión de la espada.

Son muchos los países que se disputan el origen de este deporte, dentro de los más reconocidos se encuentra Italia, Francia, Alemania y España, siendo este último socialmente aceptado como el originario de la esgrima como deporte olímpico.

En este contexto histórico y mundial, puede parecer que la esgrima en Uruguay era inexistente o por lo menos muy poco desarrollada, pero para sorpresa de todos en el año 1908 en Barcelona, tan solo ocho años después de que el sable se convirtiera en una disciplina olímpica, nuestro país tuvo su primer título universal en sable de la mano de Nicolás Revello, quien se convirtió en el primer campeón mundial de nuestro país. 

Años antes de su gran triunfo, fue maestro de esgrima en la Escuela Militar, instituto en el que hoy se encuentra inmortalizado en el bronce.

Luego de su triunfo, continuó con su pasión enseñando este deporte, a grandes figuras de nuestro país, convirtiéndose muchos de sus alumnos en competidores destacados.

Esto probablemente haya sido el factor motivador, que impulsó pocos años más tarde, más precisamente el 18 de mayo de 1921, la fundación de la Federación Uruguaya de Esgrima (en adelante F.U.E.), la cual, desde su fundación ha tenido como principales objetivos:

  • Organizar, dirigir y fomentar la práctica de la Esgrima como deporte, como ejercicio físico educativo e higiénico.
  • Centralizar la organización de la esgrima en la República, reuniendo bajo su superintendencia directriz, toda la actividad esgrimística nacional de aficionados.
  • Mantener la mayor vinculación con las entidades similares extranjeras y las Organizaciones internacionales o continentales de esgrima, pudiendo confederarse cuando así lo considere conveniente.
  • Cooperar con las instituciones afiliadas y con toda otra autoridad deportiva del país, o con cualquier Institución que tienda a procurar un progreso físico, moral, social, artístico o intelectual, manteniéndose ajena a toda cuestión política o religiosa.
  • Organizar torneos, concursos o campeonatos federales, nacionales, por sí o por delegación o internacionales de esgrima.
  • Unificar métodos, reglamentos y conceptos del deporte. 

A lo largo del tiempo se ha mantenido fiel a sus objetivos, incentivando la práctica de este deporte en modalidades, tales como:

  • Esgrima Deportiva (convencional)
  • Esgrima adaptada para personas con discapacidad motriz.

De esta forma presenta un carácter inclusivo, buscando adaptar el deporte a las necesidades de todo aquel que sienta el llamado de la esgrima, brindando un espacio de encuentro y desarrollo deportivo.

En este proceso constructivo, que lleva adelante la F.U.E. encontramos el trabajo de las Sub-Comisiones Técnica y Colegial, que fomentan, organizan y brindan la oportunidad a nuestros jóvenes de participar en competencias en diferentes países de la región.

Asimismo, se ha trabajado en forma constante e incansable para llevar este deporte a diferentes centros de estudios, para lo cual la F.U.E. ha realizado diferentes actividades, dentro de las más destacadas se encuentra la realización de talleres, buscando difundir el deporte en un ámbito seguro y amigable.

En lo que se refiere a las actividades a nivel internacional, nuestro país siempre está representado por jóvenes deportistas, que haciendo un esfuerzo económico compartido con la F.U.E., participan en diferentes competencias, generando experiencias fundamentales para su desarrollo como atletas.


Esta federación con casi cien años de antigüedad, si bien es austera en su conformación, es rica en historia y tradiciones. Ha formado a grandes deportistas y ha talentosos maestros, que han quedado grabados en la memoria de todos los que hemos tenido el honor de practicar este deporte.

En las salas de esgrima del país y fieles a tan preciado legado, se entrenan a jóvenes de diferentes edades, inculcándoles valores tales como respeto, responsabilidad y ética deportiva, en un ambiente fraterno, esencial para su desarrollo personal. 

Información aportada por la Federación de Uruguaya de Esgrima

 

Detalles Técnicos

  • Fecha de emisión: 27/05/2021
  • Código: 2021.05.S
  • Valor: $ 129 (Ciento veintinueve pesos Uruguayos)
  • Diseño gráfico: Arq. Daniel Pereyra
  • Dentado
  • Tirada: 15.003 sellos
  • Imprenta: Sanfer SRL
  • Plancha: compuesta por 9 sellos (3 series de 3 sellos cada una)
  • Tema: Celebraciones/Conmemorativo, Deporte

$3.30 USD -

Correo Uruguayo
www.correo.com.uy

We accept Visa We accept Mastercard We accept Paypal

Copyright ©2021 FilateliaUY | Ecommerce Software by Shopify.